Durante el verano pasamos más tiempo en la calle, en las plazas, calles, playas y paseos  de nuestras ciudades y los peques van en pantalón corto, vestiditos… Hoy he recordado que me he de preparar el Kit de Primeros Auxilios del Verano, del que dependo cada vez menos, pero sin el cual no recomiendo salir a la calle si tienes niñ@s pequeños.

Las mamis sabemos que nuestros bolsos se convierten en verdaderos guarda juguetes, llenos de pequeñas piezas sin sentido, notas, dibujos y todo, absolutamente tooodo, es megaimportante y no podemos tirarlo (no se vale deshacerse del juguete del Kinder cuando ellos no nos ven)… Así que, puestas a llevar trastos, organicémonos un bolsito donde lo tengamos todo previsto.

No ocupa mucho espacio y nos sacará de más de un apuro!!

En fin, aquí va mi lista del Kit de Primeros Auxilos:
Barrita stick de Arnidol para los golpes. Totalmente natural. Muy importante si el niño o niña se ha pegado un testarazo ya que evita que le salga el chichón. En formato stick es maravilloso. Eso sí, sólamente se debe poner cuando el golpe no tiene herida.
Tiritas de colores con dibujos del personaje preferido. Aconsejo no bajarse toda la caja porque, al final, medio parque irá tuneado con las tiritas.
Las tiritas son sencillamente mágicas. No os las recomendamos para las heridas, que es mejor que se curen al aire libre, algunas de ellas claro. Sino por el simple hecho de que le pones una tirita al niño y… ya esta… se le ha pasado el disgusto y luce orgulloso y sin complejos por todo el parque su pedazo de tirita de Winnie de Pooh!
Cristalmina. Antiséptico. Ahí sí que se aplica cuando el testarazo a sido considerable y hay un rasguño con herida. Algun@s ya sabéis de qué os hablo, los enganchones con las bicis, patinetes y demás medios de locomoción infantil, las caídas sobre grava u otras superficies rugosas, vulgares tropiezos… (Añadimos unas gasitas al kit y somos l@s perfect@s enfermer@s)
– ¿Y cuándo anochece y aparecen los mosquitos? Antimosquitos de citronella en parche. Son efectivos, y no apestas la ropa de los niños. También los hay en sticker.

Hace tan solo un par de años, mi hija Alba iba recogiendo niñ@s del parque y me los traía para que los curase. Ella me miraba orgullosa y les decía… no te preocupes, mi mamá te curará!!

Ya sabéis, mamá precavida vale por dos, o por tres, o por cuatro, o…