Nuestra querida profe de ganchillo Alba Esteva nos envía un precioso post para reutilizar los restos de lanas que nos quedan de trabajos anteriores.  

Os dejamos con Alba Esteva, alma mater de las firmas Mishi Mushi y Figtree.

 

Hay dos tipos de tejedoras, las que guardan hasta el más pequeño resto de lana y las que no.

 Por suerte o por desgracia, formo parte del primer grupo. A pesar de ser una bastante desapegada a las cosas materiales, tengo una especial debilidad por los hilos. 

Soy incapaz de deshacerme de hasta los más pequeños trocitos de lana, y siempre estoy convencida de que esos pocos metros ( ¡o incluso centímetros!) algún día me servirán para algo precioso y creativo. 

 Pero claro, pasan los años y el cesto de los restos se convierte en una caja, y la caja en varias cajas… Supongo que no hace falta que siga.

 Así que un buen día decidí ponerme manos a la obra y buscar usos para mis preciosos hilitos. 

 

¡Ahí van algunas ideas para hacer con tus manitas! Aptas para tejedores y no tejedores.

 

1. Envolver paquetes regalo.

Juega con los colores, lazos y nudos. Puedes combinarlo con un papel craft, para darle un toque artesanal y hacer que los colores de tus hilos resalten más aún.

cajas

 (Last Minute Knitted Gifts)

 

2. Cede tus restos de lana a los pajaritos para que hagan sus nidos.

No, no me he vuelto loca, esto es una práctica bastante común en países nórdicos y anglosajones.

Se trata de dejar al alcance de nuestros amigos alados los restos de lanas e hilos más pequeños, ellos (que son muy listos) se encargarán del resto. Además esto hará que vengan más de visita y os alegren el día.

pajarillo

 

Importante! Para esto usad sólo fibras naturales y sin acrílicos ( lana, algodón, lino, …) Ya os decía yo que los pajaritos son muy listos 😉

nido

Seguro que los niños serán muy buenos ayudantes en esta tarea. AQUÍ y aquí tenéis más info!

 

3.  Haz un mural con mensaje

Lo de “una imágen vale más que mil palabras” me va que ni pintado

 Una pared en blanco, unos clavos, tus hilos y una pizca de imaginación son la receta perfecta para un precioso mural Do It Yourself!

mural

 

4. Teje piezas pequeñas y de varios colores

Una buena forma de aprovechar restos de hilos de proyectos ya terminados es tejer piezas pequeñas.

Los granny squares  o las flores son una muy buena opción, ya que no requieren mucho hilo y permiten combinar muchos colores.

granny